viernes, 27 de septiembre de 2013

La Prueba: ¡La Marca de la Bestia esta Aquí! ¡Ahora!

Un proyecto de huella digital para 1.2 mil millones de personas


Imagínate la creación de un sistema de seguimiento de 1,2 millones de personas, fotografiarlos, tomar sus huellas dactilares, catalogarlos y darles todas las identificaciones .

Nandan Nilekani no está imaginando ese sistema. Él se encarga de que sea una realidad en la India.

Nilekani es el presidente de la Autoridad de identificación Única de la India. Antes de que Nilekani llegase a ser famoso fue  uno de los fundadores de Infosys, empresa de tecnología pionera de la India. Hace poco hablaba con Fareed Zakaria en el programa dominical "Fareed Zakaria GPS". Esta es una versión editada de la conversación, que también se puede ver mediante la descarga del programa en iTunes.

ZAKARIA: Así que usted está tomando toda la población de la India, que antes rara vez había sido contada, y va a tratar de darle a cada persona una identificación biométrica.

Nilekani: Eso es correcto. Hemos inscrito 200 millones de personas en los últimos tres años desde que se inició el proyecto. Y estamos utilizando los datos biométricos para darles un número único para que finalmente no tengan más de un número. Así que estamos llevando a la gente, muchos de los cuales no tienen identificación alguna, y llevandolos al mundo digital. Es como un salto por etapas hacia la identidad.

ZAKARIA: ¿Por qué esto es  tan importante para la India? Lo que uno oye de todo es que esta gente supone que es para obtener préstamos o subvenciones u otras cosas del gobierno.

(Aquí está la irrefutable descripción, mostrando directamente el sistema de la Bestia de seguimiento y participación de todas las personas con el fin de controlar y medir el comercio y la vida).

Veamos que dice Apocalipsis 13:16-18 : "Y hacía que a todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les pusiese una marca en la mano derecha,  o en la frente; y que ninguno pudiese comprar ni vender, sino el que tuviese la marca o el nombre de la bestia, o el número de su nombre. Aquí hay sabiduría.  El que tiene entendimiento,  cuente el número de la bestia,  pues es número de hombre.  Y su número es seiscientos sesenta y seis."

Nilekani: Todavía tenemos millones de personas que no tienen una identificación formal o un reconocimiento de su existencia por parte del Estado. Y a menos que tengan un reconocimiento formal o de su existencia no pueden conseguir una cuenta bancaria o un préstamo. No pueden conseguir un teléfono móvil. Usted no puede conseguir títulos. Usted no puede conseguir un trabajo. No puede alquilar una casa.

(Querida Iglesia del Dios Viviente, ¿puedo hacerlo más claro? Aquí y ahora, delante de usted, ¡está la marca de la Bestia! !Los momentos finales de esta dispensación están a las puerta!)

Como todo está vinculado a tu identidad básica; en cierto sentido esto se puede considerar como un programa de inclusión masiva para llegar a los pobres y los marginados y los que le falta una identificación para la economía formal. Así que esto es una parte de ella.

Al tener este sistema de identificación podemos asegurarnos de que las becas de las personas, las pensiones, los sistemas de garantía del empleo están dirigidos a la persona correcta, ya sea en su cuenta bancaria o lo que sea. Así que esto hace que el gasto público sea más eficiente , eficaz y equitativo, y es un ejercicio de inclusión masiva .

ZAKARIA: ¿Qué tan difícil es? ¿Cuánto más difícil es lidiar con la burocracia ? O lo que es peor , ¿los obstáculos burocráticos y obstáculos políticos?

Nilekani: La cantidad de tiempo que están invirtiendo en la evangelización y construcción de consensos es enormemente mayor en el espacio público. Y la elaboración de una estrategia que es algo aceptable para todo el mundo realmente necesita una gran cantidad de tiempo. Y ahí es donde la gran diferencia para mí entre los dos mundos.


Apocalipsis 13 : 1-18
Biblia en Lenguaje Sencillo
1  Entonces vi que salía del mar un monstruo con diez cuernos y siete cabezas. En cada cuerno tenía una corona, y en cada cabeza tenía escritos nombres que ofendían a Dios. 
2  Este monstruo parecía leopardo, pero tenía patas de oso y hocico de león. El dragón le entregó a este monstruo su poder y su reino. 
3  Una de las cabezas del monstruo parecía tener una herida mortal. Pero la herida sanó; lo que hizo que todo el mundo se asombrara y creyera en el monstruo. 
4  Todos adoraron al dragón, porque le había dado su autoridad al monstruo, y también adoraron al monstruo. Decían: "No hay nadie tan fuerte como este monstruo. Nadie puede luchar contra él". 
5  Al monstruo se le dejó creerse importante y decir que él era Dios. También se le permitió gobernar durante cuarenta y dos meses. 
6  Pasado ese tiempo, empezó a insultar a Dios, a su templo y a todos los que están en el cielo. 
7  También se le permitió pelear contra el pueblo de Dios y derrotarlo. Y se le dio autoridad sobre la gente de todas las razas y pueblos, idiomas y países. 
8  A ese monstruo lo adorarán todos los que no tienen sus nombres escritos en el libro del Cordero, que fue sacrificado. Ese libro fue escrito desde antes de que Dios creara el mundo, y en él están escritos los nombres de todos los que tienen vida eterna. 
9  Si alguien tiene oídos, que ponga atención a lo siguiente: 
10  "Quien deba ir a la cárcel,
a la cárcel lo llevarán;
y quien deba morir por la espada,
a filo de espada morirá".
Esto significa que el pueblo de Dios debe aprender a soportar los sufrimientos, y seguir confiando en Dios.
11  Luego vi a otro monstruo que salía de la tierra. Tenía dos cuernos como de cordero, pero hablaba como un dragón; 
12  había recibido autoridad del primer monstruo, y trabajaba para él. Obligaba a los habitantes del mundo a que adoraran al primer monstruo, que se había repuesto de su herida mortal. 
13  También hacía cosas grandiosas delante de la gente, y dejaba caer fuego del cielo sobre la tierra. 
14  Este monstruo engañó a la gente por medio de los milagros que hizo con el poder que el primer monstruo le había dado. Luego los obligó a hacer una estatua del primer monstruo, el cual había sido herido con una espada pero seguía con vida. 
15  Dios permitió que el segundo monstruo le diera vida a la estatua del primer monstruo, para que pudiera hablar. Todos los que no adoraban la imagen del primer monstruo eran condenados a muerte. 
16  También hizo que les pusieran a todos una marca en la mano derecha o en la frente. No importaba que fueran ricos o pobres, grandes o pequeños, libres o esclavos; todos tenían que llevar la marca. 
17  Nadie podía comprar ni vender nada si no tenía esa marca, o el nombre del monstruo, o el número de su nombre. 
18  Aquí se necesita esforzarse mucho para poder comprender: si hay alguien que entienda, trate de encontrar el significado del número del monstruo, porque es el número de un ser humano. Ese número es 666. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada